domingo, febrero 18, 2007

Auxilio en la lluvia


Una noche, a las 11:30 PM, una mujer afroamericana de edad avanzada, estaba parada en el acotamiento de una autopista de Alabama, tratando de soportar una fuerte tormenta.


Su coche se había descompuesto y ella necesitaba desesperadamente que la llevaran, toda mojada, ella decidió detener al próximo coche.


Un joven blanco se detuvo a ayudarla, a pesar de todos los conflictos que habían ocurrido durante los ´60, el joven le llevó a un lugar seguro, la ayudó a obtener asistencia y la puso en un taxi, ela parecía estar bastante apurada, ella anotó la dirección del joven. le agradeció y se fue.


Siete días pasaron cuando tocaron a la puerta de su casa, para su sorpresa, un televisor pantalla gigante le fue entregado por correo a su casa, tenía una nota especial adjunto al paquete, ésta decia:


"Muchísimas gracias por ayudarme en la autopista la otra noche, la lluvia negó no sólo mi ropa sino también mi espíritu, entonces apareció usted, gracias a usted pude llegar al lado de la cama de mi marido agonizante, justo antes de que muriera, Dios lo bendiga por ayudarme y por servir a otros desinteresadamente. La señora de Nat King Cole"


No esperes nada a cambio y lo recibirás

2 comentarios:

juparave dijo...

qué dificil situación, siempre tengo ganas de ayudar a la gente, pero el miedo me lo impide, miedo a ser engañado, asaltado, etc...

La Bruja dijo...

Es muy lógico tu temor, sobre todo en este bendito país, ¿pero sabés que? yo estoy convencida que cuando se hace el bien desinteresadamente, es imposible recibir a cambio un daño, cuando tenemos alguna deuda kármica, las leyes universales se ocupan de que las paguemos ya sea que seamos buenos o sigamos siendo malos, las deudas deudas son, es por eso que siempre que tengamos la oportunidad de hacer algo por alguien, no debemos dejar de hacerlo, pero de corazón, sin esperar nada a cambio.